Alejandra Barrales omitió en declaración 3 de 3, departamento en Miami de 990 mil dólares

Fue solamente después que Univision cuestionó a Alejandra Barrales sobre la compra de un departamento en Miami, con base en documentos obtenidos por el periodista mexicano Julio Roa, que ella aceptó públicamente que posee una lujosa propiedad en Estados Unidos.

“Hasta el pasado 17 de marzo, la política mexicana Alejandra Barrales, presidenta del partido de la Revolución Democrática (PRD), había mantenido lejos del conocimiento público que es dueña de un departamento de 990,000 dólares en Miami.

La propiedad solo fue hecha pública por Barrales en una carta aclaratoria que remitió a dos organizaciones mexicanas después que Univision Investiga la entrevistara al respecto”, dio a conocer el medio.

La investigación explica que “Barrales, quien tiene un historial como líder sindical, política de izquierda y no ha sido empresaria, compró el departamento en 2015 por medio de una preventa y pagó un anticipo de 693 mil dólares en el lapso de siete meses.

El recurso con el que se dio el enganche fueron varios eventos, varios pagos. Todos salen de mi cuenta de ahorros, de mi cuenta personal”, dijo en entrevista con Univision Investiga.

A pesar que en la entrevista ella negó haber ocultado a los medios y su electorado la compra del inmueble, cuatro días después aceptó en una carta pública que “en días recientes se ha hecho de mi conocimiento que existe una inexactitud acerca de la información”.

De acuerdo con documentos oficiales del condado de Miami, obtenidos por el periodista mexicano Julio Roa, director del portal En la Politika, y Univision Investiga, Barrales completó la compra del departamento mediante el enganche y un crédito de 297 mil dólares con el Eastern National Bank.

El enganche se pagó durante el 2015, un año en el que ella dijo haber tenido ingresos por una pensión alimenticia, por su entonces cargo como senadora y por la venta de una casa. El monto que pagó por el enganche excede en 332 mil dólares el total de todos estos ingresos.

“En 2015 la actual presidenta del PRD, quien comenzó su carrera como azafata y en ese año era senadora, informó al Senado mexicano la adquisición de la propiedad mediante un documento llamado ‘declaración patrimonial’, que no fue hecho público, pero ella mostró a Univision Investiga durante una entrevista en la Ciudad de México.

Al año siguiente, ya en su nuevo puesto como líder partidista, no incluyó la propiedad cuando dio a conocer públicamente su declaración 3 de 3, una iniciativa mexicana que ha tomado fuerza en el último año y busca que los políticos hagan públicas sus declaraciones patrimoniales, de intereses y fiscales”.

El Instituto Mexicano para la Competitividad (IMCO), una de las dos instituciones que recibieron la declaración 3 de 3 en México, confirmó a Univision que una empresa mexicana de Barrales, Albama Transportes, sí estaba mencionada en su declaración de intereses, pero no la empresa en Miami, la hipoteca con el Eastern National Bank, ni el departamento.

“El departamento de Barrales en Florida tiene dos cuartos y tres baños. Está ubicado en un lujoso edificio al norte de Miami, con vista al mar y embarcadero propio. Fue comprado por medio de Maxba Development Inc., una empresa de papel creada en Miami una semana antes de la compra del inmueble, de la que Barrales funge como presidenta y única accionista.

Maxba a su vez es propiedad de Albama Transportes, otra compañía creada en México. Univision visitó la dirección fiscal en la capital mexicana que aparece en los documentos como oficina de Albama Transportes. Una empleada doméstica que se identificó como Holanda Baena dijo que en ese lugar vive la madre de Barrales”.

En la entrevista, la líder política confirmó a Univision que la única actividad económica de ambas compañías ha sido la posesión del departamento. “En un principio lo tramité como un crédito personal y en ese trayecto fue donde la misma gente, incluso del propio banco, sugirieron que esa era la modalidad legal, era el formato legal que me podía permitir poner la propiedad en renta. Siempre comenté que mi interés era tener un espacio o una propiedad que me permitiera ponerla en renta”, detalló Barrales.

Tanto en los documentos obtenidos por Roa y Univision Investiga como en la entrevista, Barrales aceptó ser dueña del 99 por ciento de Albama Transportes, la compañía “tenedora” de la empresa de Miami, la hipoteca y el departamento en Sunny Isles Boulevard.

La líder partidista está considerada en las encuestas como una de las precandidatas a gobernar la Ciudad de México. Aseguró que aún no ha rentado el inmueble y que nunca lo ha habitado.

Durante la entrevista ella negó haber omitido el departamento en su declaración 3 de 3. Dijo que había declarado ser dueña del 99 por ciento de las acciones de Albama y que los detalles sobre el departamento y la empresa en Miami no fueron especificados porque son parte de esta compañía.

Días más tarde, en una carta aclaratoria que envió al IMCO y Transparencia Mexicana, las dos instituciones que han promovido y resguardan las declaraciones 3 de 3, la política aceptó estas omisiones, a las que llamó “inexactitudes”.

En un documento firmado por ella, dijo que añadía nuevos detalles sobre la compañía y el departamento en Estados Unidos, para evitar “una interpretación que no guarda relación con mi voluntad de cumplir con el fin que se persigue al hacer públicos los datos aquí requeridos”.

“Esta no fue la única versión encontrada. Durante la entrevista con Univision, Barrales primero afirmó que el departamento “no necesariamente forma parte de tu patrimonio” porque estaba en una compañía donde había varios socios.

Ante la pregunta de Univision sobre cómo no podría ser parte de su patrimonio, si ella es propietaria del 99 por ciento de las acciones de la empresa, respondió que lo había comprado porque ‘a partir de que soy mamá, tengo que buscar la manera de generar un patrimonio para mi hija’.

Como última explicación, Barrales culpó a los formatos de la declaración 3 de 3. ‘Es importante dar la discusión para poder entrar en esa revisión de los formatos, de cómo los que estamos en lo político, en lo público, podemos transparentar patrimonios, actividades, todos estos procesos de tal forma que la gente lo pueda conocer’”, dijo.

Si bien el formato de las declaraciones públicas no tiene un espacio específico para las propiedades obtenidas por medio de compañías, el director general del IMCO, Juan Pardinas, dijo que ve en este caso “poca voluntad para presentar una idea completa del patrimonio de una persona”.

“Los formatos de la iniciativa 3 de 3 ofrecen varios espacios donde pudo haber habido mucho mayor detalle y veracidad. En algunos otros casos semejantes nos han detallado tanto residencias como vehículos que no son propiedad de la persona, pero son propiedad de una empresa de la cual la persona es dueña”, afirmó Pardinas.

Dicha nota aclaratoria sí fue utilizada por Barrales en su carta del 17 de marzo, remitida luego que Univision la cuestionara sobre el asunto.

“Sobre el origen de los recursos, la política afirmó que todos los pagos salieron de su cuenta de cheques. En su declaración ella dijo ser dueña de otros inmuebles en distintos estados de México. En los últimos cinco años, aseguró haber recibido ingresos por 329,000 dólares de cargos públicos, que no incluyeron ninguna otra actividad empresarial”, se menciona.

“Probablemente haya que adaptar los formatos. La lucha ante la corrupción en buena medida es irse adaptando a la imaginación y la creatividad para ocultar este tipo de cosas. Estas empresas fachadas existen específicamente con el propósito de ocultar bienes raíces”, dijo el director del IMCO.

Varias fuentes cercanas al proceso de puesta en vigor del Sistema Nacional Anticorrupción en México, aseguraron a Univision que la forma en que esta propiedad fue declarada a las autoridades, pero no hecha pública por la líder de izquierda hasta que se le cuestionó específicamente al respecto, abre un debate sobre cómo deben informar los políticos sobre sus patrimonios e intereses económicos.

“En el verano próximo, las declaraciones 3 de 3 se convertirán en una norma obligatoria con consecuencias jurídicas y no solo éticas y políticas.

El Sistema Nacional Anticorrupción y los esfuerzos por combatir la corrupción en el país se tienen que ir adaptando y tienen que ir evolucionando, a la par de que existen nuevas estrategias y nuevas fachadas para esconder patrimonio, para esconder riqueza”, dijo Pardinas.

También podría gustarte Más del autor

Comentarios

Loading...