2018

AMLO y el llamado a la contradicción en Chiapas

Por: Héctor Estrada

En que complicada circunstancia ha colocado Andrés Manuel López Obrador a miles de chiapanecos tras el llamado enérgico hecho este lunes para votar por personajes como Sasil de León Villard, ligados directamente a Manuel Velasco Coello, que tanto daño han hecho a la entidad chiapaneca durante los últimos cinco años y medio.

Es indudable que las esperanzas desesperadas de muchos están sobre los hombros del tabasqueño; que no parece haber otra opción razonable antes los cuestionables resultados de los últimos gobiernos encabezados por el PAN y el PRI. Andrés Manuel López Obrador parece ya el inevitable próximo presidente de la República.

Y es que, la encuestas no mienten. Las mayorías abrumadoras en los sondeos de opinión dice mucho más que las simples preferencias entre candidatos. Son muestra proporcional de un hartazgo casi generalizado entre los mexicanos. Son el resultados de años de desastre y abuso gubernamental que parece haberse cerrado a una sola ruta de salida.

Sí, aunque les duela admitirlo, fueron los propios gobiernos panistas y priistas los que terminaron fortaleciendo a un Andrés Manuel que ahora parece invencible. Fueron sus errores, sus irregularidades, su desprecio por el país, su cinismo y su corrupción descarada las que terminaron dándole la razón, las que terminaron minando sus posibilidades en este 2018.

No señores. No ha sido el acusado populismo, la presunta demagogia o los supuestos discursos manipuladores los que han fortaleciendo a Morena y su líder moral. Ha sido Enrique Peña, Felipe Calderón, Anaya, Meade, el PAN, el PRI, el PRD y todos los involucrados en el desastre nacional los que han terminado por dilapidar la confianza ciudadana y reducir las opciones de salida posible a sólo una.

En López Obrador está justo la esperanza de muchos mexicanos. Sería deshonesto no admitirlo. Pero que complicadas ha puesto Andrés Manuel las cosas para los chiapanecos. Que contradictorias y confusas han resultado sus decisiones en la designación de candidaturas. Es comprensible que busque alianzas para sumar votos a su campaña presidencial… ¿pero llamar a votar por personajes que tanto han lastimado a Chiapas?… es algo que sin duda resulta verdaderamente doloroso.

El gobierno estatal que ya se acaba ha sido el más desastroso de los últimos años. Ha hundido a Chiapas en una de sus más profundas crisis. Hospitales sin medicinas, crisis educativa, colapso de la obra pública, despidos masivos, corrupción, desfalcos descarados a las arcas estatales y muertes han sido la constante. Los chiapanecos esperan como nunca el fin de este gobierno, ante una desesperación y hartazgo desbordante.

Por eso cuesta mucho entender y responder al llamado de votar por los responsables de tanto quebranto. Y es que, votar por personas como Sasil de León significaría garantizar la permanencia del verdugo en el poder. Significaría la continuidad de algo que ha lastimado tanto y que no puede ser premiado de ninguna manera.

Llamar a votar por los protagonistas del gobierno verde como De León Villard no es tan sencillo Andrés Manuel. El exhorto ha colocado a miles que creen ciegamente en tu proyecto de combate a la corrupción en una encrucijada que, aunque parece lógica en la intención de llenar el legislativo de mayoría Morena, no deja de ser dolorosa e inviable para muchos ciudadanos que aún tiene las heridas sexenales demasiado frescas… así las cosas.