Derechos Humanos

CIDH pide a próximo Gobierno de AMLO combatir la impunidad en los asesinatos de periodistas; “México enfrenta profunda crisis de seguridad”

La Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) pidió al próximo Gobierno de Andrés Manuel López Obrador (AMLO) combatir la impunidad en los asesinatos de periodistas.

La CIDH, a través de la Relatoría Especial para Libertad de Expresión, condenó el homicidio de dos periodistas en México el mes pasado y urgió indagar si los crímenes están vinculados con su labor profesional.

“La Relatoría Especial insta al reciente Gobierno electo a redoblar los esfuerzos para asegurar la protección a los comunicadores y para luchar contra la impunidad”, indicó la CIDH.

“Ya que los asesinatos a periodistas se configuran como un grave ataque a la libertad de expresión y constituyen una forma de censura extrema”.

Mediante un comunicado, el organismo se refirió a los casos de Rubén Pat y Luis Pérez.

El primero fue asesinado el 24 de julio en un bar del municipio Solidaridad en Playa del Carmen, Quintana Roo, mientras que el segundo fue asesinado el 10 de julio en su casa, en la delegación Iztapalapa de la Ciudad de México, informó Reforma.

Con estos dos casos, “suman ocho los periodistas asesinados este año en el país, según la CIDH”.

Rubén Pat era director de un semanario llamado “Playa News” y desde abril de este año era beneficiario del Mecanismo de Protección a Defensores de Derechos Humanos y Periodistas, de la Segob.

“A partir del asesinato de José Guadalupe Chan Dzib, el 29 de junio, otro periodista asesinado que trabajaba en el mismo medio, el Mecanismo ordenó el acompañamiento de escoltas permanentes de la policía local municipal, pero no está claro si ésta se encontraba presente cuando ocurrió el crimen”, indicó la Relatoría.

“El Mecanismo Federal informó que Pats habría manifestado confianza en la Policía Municipal, sin embargo, en este momento el Mecanismo asegura que investiga si el escolta lo acompañaba cuando ocurrieron los hechos”.

Luis Pérez dirigía una revista llamaba “Encuesta de Hoy” y, según la CIDH, también era activista.

Murió por golpe de un objeto puntiagudo y no de asfixia, como se pensó. Aparentemente los agresores incendiaron su casa para encubrir el crimen.

“El Estado informó que la Fiscalía Especial para la Atención de Delitos cometidos contra la libertad de expresión (Feadle) de la PGR, inició investigaciones en los casos de Pats y Pérez y que se mantienen abiertas para determinar si los homicidios tuvieron relación con la labor periodística de las víctimas”, señaló la CIDH.

Y recordó que “en el Informe Especial sobre la Situación de la Libertad de Expresión en México ya se advertía descoordinación entre autoridades Federales y Estatales, tanto para implementar las medidas de protección, como para esclarecer los hechos y sancionar a los responsables”.

“Este país enfrenta una profunda crisis de seguridad que afecta gravemente los derechos humanos y, particularmente, la seguridad de los periodistas”, sentencia la CIDH.