CoyunturaMéxico Rojo

En BC, indígenas kiliwas encuentran fosa clandestina, todavía no se determina número de víctimas

En Baja California, indígenas kiliwas hallaron una fosa clandestina en el cerro Las Chichis, en el Valle de la Trinidad, al oriente del Ensenada. Por lo que se dio paso a las excavaciones para determinar el número de víctimas. Existen indicios de que son al menos dos.

La Asociación Unidos por los Desaparecidos de Baja California documentó 58 desapariciones en el municipio de Ensenada, a partir de análisis de ADN practicados a personas que reportaron a familiares ausentes.

El presidente de la organización civil, Fernando Ocegueda, y el secretario, José Fernando Ortigoza, consideraron por separado que podría haber más restos. El 31 de diciembre de 2017 un kiliwa que pasaba por esa zona de Baja California descubrió una osamenta a 50 kilómetros de la carretera que une los puertos de Ensenada, en el océano Pacífico, y San Felipe, en el Mar de Cortés.

“El indígena dio aviso a las autoridades tradicionales, que a su vez presentaron una denuncia ante la Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE) en los primeros días de 2018.

Vecinos tomaron fotografías de la pierna de una persona, cuyo asesinato parecía reciente, pues no presentaba huellas de descomposición ni rapiña de animales”, informó la organización civil.

La fosa es un pozo abandonado con una boca de cuatro metros y aproximadamente ocho de profundidad. “Dos retroexcavadoras de una empresa comenzaron a quitar tierra sin tocar las paredes del pozo, a fin de llegar al piso para que expertos de la PGJE realicen peritajes. Se prevé que las excavaciones concluyan esta semana”.

Fuentes de la PGJE señalaron que “existe una denuncia por la desaparición de una persona en la zona, por lo cual también se buscan pistas en las faldas del cerro, con la participación de personal de Protección Civil y bomberos. Los trabajos se han demorado por problemas técnicos y lluvias”.

Cabe destacar que durante 2017 se cometieron en Baja California 2 mil 290 asesinatos, con un promedio diario de seis homicidios dolosos; 168 de esos crímenes se perpetraron en Ensenada –donde se encuentra el Valle de la Trinidad–, 157 en Mexicali, 133 en Playas de Rosarito y mil 74 en Tijuana.

El trienio 2008-2010 es considerado uno de los periodos más violentos en la historia de la entidad por la guerra entre los cárteles de Tijuana y de Sinaloa. En esos tres años se contabilizaron 2 mil 487 homicidios dolosos (853 en 2008, 750 en 2009 y 884 en 2010), cifra cercana a los 2 mil 290 del año pasado (sólo 190 menos), que autoridades locales atribuyen a la venta de drogas al menudeo en ocho de cada 10 casos.