PolíticaRelevante

En enero pasado, cada día 11 personas fueron víctimas de desaparición en el país; se registraron 326 casos en fuero común y 5 del federal: Informe

En enero pasado, al día en promedio 11 personas fueron víctimas de desaparición en el país. Esto con base a la más reciente actualización el Registro Nacional de Datos de Personas Extraviadas o Desaparecidas (RNPED), que contiene datos de la Procuraduría General de la República (PGR) y de las Fiscalías de los estados.

De acuerdo con la misma, “en el primer mes de este año se registraron 326 desapariciones en el fuero común y 5 del fuero federal para un promedio diario de 10.7 desapariciones diarias”, de acuerdo con Reforma.

Se ha informado que las desapariciones se registraron en 16 estados. La entidad con más casos fue, por mucho, el Estado de México, donde 151 personas desaparecieron, principalmente en Toluca, donde se desconoce el paradero de 16 mujeres y 6 hombres.

Le siguen Puebla, con 51 casos; Colima, con 32, y Guanajuato, con 19. En tanto, Aguascalientes, Chiapas, Ciudad de México, Guerrero, Michoacán, Nuevo León, Querétaro, Sonora, Yucatán, Zacatecas, Tamaulipas y Oaxaca, no rebasan los 15 desaparecidos.

De acuerdo con las autoridades estatales, que son las responsables de enviar sus datos estadísticos al Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública, “en enero no se registraron desapariciones del fuero común en Tamaulipas, Jalisco y Sonora”.

Se informa que esas entidades se encuentran entre las cinco con más desapariciones acumuladas a lo largo de los años. En tanto, “Tamaulipas es el Estado con más personas que permanecen desaparecidas en el País, con un total de 6 mil 129; Jalisco es el tercero, con 3 mil 88, seguido de Sinaloa, con 2 mil 798”.

Santiago Corcuera, ex presidente del Comité contra la Desaparición Forzada de la ONU, ha señalado que el nivel de casos registrados en el primer mes de 2018 es una muestra de la urgencia de implementar la Ley General en la materia.

“No sólo para la búsqueda, sino también para la labor preventiva, para que las desapariciones cesen; no sólo es buscar a los que hoy están desaparecidos, sino que dejen de darse las desapariciones a este ritmo”, remarcó Corcuera.

“Todos los mecanismos preventivos que contenga la ley resultan fundamentales, y particularmente parece contradictorio que existan tan buenas leyes, como la de desapariciones y tortura, y que el mismo el Poder Legislativo meses después apruebe una ley que regulariza el uso de fuerzas armadas”.

Por esto, Corcuera hizo un llamado a la Suprema Corte de Justicia de la Nación a reflexionar sobre los efectos negativos ha tenido el despliegue de las fuerzas armadas en el país, en el marco del análisis que realiza de las impugnaciones a la Ley de Seguridad Nacional, informó Reforma.