Organizaciones llevan a Corte Penal Internacional crímenes cometidos en Coahuila

La Comisión Mexicana de Defensa y Promoción de los Derechos Humanos (Cmdpdh) y el Centro Diocesano para los Derechos Humanos Fay Juan de Larios, informaron a la Comisión de Derechos Humanos del Senado que “acudieron a la Corte Penal Internacional (CPI) para que en México se investigue a Coahuila por crímenes de lesa humanidad, que van desde asesinato, exterminio, esclavitud, tortura y desaparición forzada de personas, hasta persecución de un grupo o colectividad”.

José Antonio Guevara, director de la Cmdpdh, y Michael Chamberlain, del Centro Fray Juan de Larios, resaltaron que “en la CPI entregaron, en la primera quincena de julio pasado, dos informes, uno realizado por la Federación Internacional de Derechos Humanos (FIDH) y una veintena de organizaciones civiles, y el otro el elaborado por la Clínica de Derechos Humanos de la Facultad de Derecho de la Univesridad de Texas, denominado Control sobre todo el estado de Coahuila”.

Guevara aseveró que lo que se busca es que la CPI abra un expediente preliminar. “Significa que nuestra pretensión es convencer a la fiscal de la corte, que tendría elementos suficientes para proceder, porque en Coahuila funcionarios públicos y el crimen organizado cometieron crímenes”.

Una vez que la fiscal “esté convencida, se solicitará a la sala de cuestiones preliminares una autorización para que que se pueda realizar una investigación. Esto es tardado, lleva años”.

El director de la Cmdpdh abundó: “nuestra denuncia no trata hechos aislados, no es el caso de una desaparición forzada, una ejecución o una víctima de tortura, sino de una serie acumulada de violaciones de derechos contra la población civil y no hay un conflicto armado”.

Guevara precisó que “en Coahuila se cuenta con información oficial, a 2016, de mil 791 denuncias de desapariciones forzadas, que involucran a mil 830 personas”. Chamberlain señaló que en la información presentada a la CPI se detalla “cómo operó el grupo criminal de Los Zetas en la administración de Humberto Moreira, luego en el gobierno interino y en el actual, de Rubén Moreira.

Se narra cómo se cooptó a las policías municipales, cómo establecieron Los Zetas un clima de terror para extorsionar y para que la gente obedeciera. Y no podía faltar cómo se apoderó ese cártel del penal de Piedras Negras”, indicó.

También podría gustarte Más del autor

Comentarios

Loading...