(03 de diciembre, 2019. Revolución TRESPUNTOCERO).- En Tamaulipas, la desaparición de mujeres es una tragedia constante. En esa entidad, existe un registro de mil 858 mujeres reportadas como desaparecidas, entre 2006 al 2018.

Ciudad Madero es uno de los municipios donde las desapariciones de mujeres se ha incrementado. El caso más reciente es el de Norma Alicia Ramírez Vital, que a una semana de desaparecida, fue encontrada muerta. 

La mañana del sábado 23 de noviembre, Norma Alicia salió de su domicilio, ubicado en Ciudad Madero, y se dirigió al mercado a hacer las compras diarias, esa fue la última vez que su familia la vio con vida.

La búsqueda de Norma se inició por la tarde. Habían pasado varias horas desde su salida y aún no volvía a casa. Su familia comenzó a preguntar por ella con amigos y otros familiares, también hicieron uso de las redes sociales para localizarla.

De acuerdo con el testimonio de una sobrina de Norma, se interpuso una denuncia, y aunque las autoridades colaboraron con la búsqueda, no iniciaron las investigaciones de manera inmediata.

“Se recorrió todo Ciudad Madero, no hubo un rincón donde no se buscara. Se buscó hasta debajo de las piedras, pero durante una semana nada se supo de su paradero. Nadie vio nada. No había una señal, las autoridades tampoco tenían idea de dónde podría estar. Estábamos desesperados”, comentó la fuente a Revolución TRESPUNTOCERO.

Durante los días de búsqueda, la familia de Norma, informó que recibieron llamadas de broma. “Seguimos pidiendo el apoyo a toda la población, si alguien sabe de ella que nos contacte ya que se ha hecho público, se ha hecho viral, también suplico que no hagan llamadas falsas, ni mensajes de broma”, pidió Ivonne Ramírez Vita.

“Uno tiene la esperanza de recibir una llamada verídica, que me digan la verdad, aquí está, la vi y uno contesta siempre con una esperanza y se siente horrible que a cada rato te rompan el corazón”.

El domingo pasado, en el río Pánuco, un pescador encontró el cuerpo de Norma dentro de una bolsa de plástico. Su rostro estaba desfigurado a causa de los varios golpes, que también se extendían por todo su cuerpo. 

La tragedia de Norma, de 49 años y madre de dos hijas, no es un hecho aislado. “Desde hace muchos años Ciudad Madero se convirtió en una zona peligrosa. Vivir ahí es muy difícil, sobre todo por las desapariciones. Si es de noche no puedes salir, ni siquiera acompañada. 

“Desde las siete de la noche, los comercios ya han cerrado. Poca gente se atreve a estar en la calle. Han desaparecido muchas mujeres, han desaparecido conocidas mías. Se repiten situaciones como la de mi tía. Desaparecen un día y una semana después o un mes después aparecen muertas, violadas”.

El 25 de noviembre pasado, durante el Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer, en Ciudad Madero un grupo de familias de mujeres víctimas de violencia se dieron a la tarea de exponer zapatos rojos, como forma de protesta y exigencia a las autoridades para que hagan justicia y garantizar un alto a la tragedia.

Durante su discurso, la presidenta de la colectiva de feministas tamaulipeca, Nury Romero Santiago, dijo: “Es en representación por la violencia que han vivido algunas mujeres, hay feminicidios, casos que no se han resuelto hacemos para concientizar, son rojos porque son donde nos paramos, por la sangre que se ha derramado”.

Fueron 18 pares de zapatos los que se expusieron y que representaron a las víctimas de violencia de género. Durante 2019, y hasta finales de noviembre, en la región sur de Tamaulipas, se habían documentado seis casos de mujeres asesinadas, dio a conocer  Romero. 


Compártelo con tus amigos

Emma Martínez

Periodista e investigadora social. Especialista en Política Internacional, Historia militar y del combate siglos XX y XXI. Líneas de investigación: Conflictos bélicos de Medio y Próximo Oriente, terrorismo, ejecuciones extrajudiciales, tortura y desaparición forzada por parte de Fuerzas Armadas Mexicanas.